El primer día de una persona en un trabajo nuevo es un momento estresante incluso bajo las mejores circunstancias. No conocés a nadie allí, no sabés tu trabajo, no sabés las reglas escritas y no escritas del lugar de trabajo – y tenés un gran deseo de hacerlo bien, para demostrar tu valor y destacarte.

Es un momento crucial y significa mucho para los nuevos. Los estudios demuestran que los nuevos empleados que han pasado por un proceso de puesta en marcha exitosa son 69% más propensos a estar todavía en la empresa después de 3 años y alcanzan su tasa de producción completa 2 meses antes que el resto.

La alternativa – para los empleados que “sólo entran” – es un shock de realidad. Sienten que el trabajo no cumple con las expectativas creadas durante la contratación y esto los hará menos felices en el trabajo, menos comprometidos y más propensos a dejar la empresa de un momento a otro

.

Y esto no es poner un cohete en la Luna. Aquí hay 4 consejos prácticos de cómo cualquier organización debe tratar a los nuevos empleados.

1: estar allí para ellos el primer día.

Es crucial que el gerente esté allí para conocer a los nuevos empleados con una sonrisa y un apretón de manos cuando llegan. Habrá tiempo para conocer a los colegas, por ejemplo durante el desayuno. Una botella de vino o un ramo de flores como un pequeño regalo de bienvenida no estaría mal. La empresa estadounidense de diálisis DaVita incluso envían un ramo de flores a casa al cónyuge para darles la bienvenida a la familia de Davida.

Además, el gerente debe estar ahí de nuevo al final de la primera jornada de trabajo, para preguntar cómo fue el primer día y dar seguimiento de cualquier consulta.

2: Tener material básico listo

No es una buena señal si la gente llega en su primer día y no tiene tarjeta de acceso o una PC lista con su usuario. Las cosas básicas que necesite el nuevo empleado tienen que estar preparadas para cuando llegue.

3: Darles una introducción técnica sólida

No hace falta mencionarlo, los nuevos empleados tienen que informarse rápidamente y a fondo acerca de las habilidades profesionales que necesitan para hacer bien su trabajo. En Rosenbluth International, una agencia de viajes en Estados Unidos, todos los nuevos empleados pasan una semana con uno de los más experimentados compañeros de trabajo, para que puedan ver exactamente cómo hacer las cosas. Por supuesto le costó al personal experimentado algún tiempo, pero esa inversión de tiempo valió la pena porque los nuevos empleados aprendieron a hacer el trabajo tan bien como los mejores.

4: Establecer la cultura

 Y casi tan importante como introducción profesional es la cultural– que los nuevos empleados desde el principio experimentan la cultura de la organización desde su mejor lado.

La empresa Zappos.com sólo tiene 11 años, pero ya venden zapatos en línea para más de 1 billón de dólares al año. Aquí todos los nuevos empleados participan de un seminario de 4 semanas, que les presenta el contenido del trabajo profesional, pero sobre todo la cultura Zappos caracterizada por compromiso, felicidad en el trabajo y buen servicio. Como parte del curso de toda la gente nueva recibe 'la oferta': "Si se sientes que no pertenecen a Zappos y deciden renunciar antes de que acabe el curso, entonces le pagan por las 4 semanas más $ 2000 por encima." Con esto se aseguran de que todos aquellos que no están muy seguros si Zappos es adecuado para ellos, dejen el trabajo temprano.

La primera vez en un nuevo trabajo establece la tendencia para el resto del tiempo de una persona en el lugar de trabajo, por eso cada empresa debería ocuparse de recibir a la gente de la mejor manera posible.

Adaptado y traducido de http://positivesharing.com/2010/11/how-to-treat-new-employees/

(C) 2008-2015 >Grupo Aukera Consultores

 www.grupoaukera.com

Comment